Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘(gl)osario’

“Los filósofos que dicen: “después de la muerte entraremos en una condición intemporal”, o: “con la muerte se inicia una condicion intemporal”, y no se dan cuenta de que han pronunciado en un sentido temporal “después”, “con” y “se inicia” y que la temporalidad está en su gramática.”

Ludwig Wittgenstein [aforismo 115], 1932.

 

Wittgenstein_aforismos_9788467028188

Read Full Post »

Comprad coches diésel, ya subiremos el gasoil.
Poned calefacción eléctrica, ya subiremos la electricidad.
Morid, ya haremos pompas fúnebres.
———————————————————
Verbo latín “funero”: morir, enterrar.

Read Full Post »

Les dejo con Sócrates en pleno despliegue de ironía durante su diálogo con Menéxeno acerca de los oradores (y ya sabemos que, en estos casos, quien dice diálogo suele querer decir monólogo).

Menéxeno: Hoy he acudido a la sala del Consejo porque sabía que la asamblea se disponía a elegir a quien ha de pronunciar el discurso sobre los muertos; pues ya sabes que tienen intención de organizar una ceremonia fúnebre. (…)

Sócrates: Ciertamente, Menéxeno, en muchas ocasiones parece hermoso morir en la guerra. Pues, aunque uno muera en la pobreza, se obtiene una bella y magnífica sepultura, y además se reciben elogios, por mediocre que uno sea, de parte de hombres doctos que no reparten sus alabanzas a la ligera, sino que han preparado durante mucho tiempo sus discursos.

Hacen sus alabanzas de una manera tan bella, diciendo de cada uno las cualidades que posee y las que no posee y matizando el lenguaje con las más hermosas palabras, que hechizan nuestras almas.

Ensalzan a la ciudad de todas las maneras y a los que han muerto en la guerra y a todos nuestros antepasados que nos han precedido y a nosotros mismos que aún vivimos nos elogian de tal forma, que por mi parte, Menéxeno, antes sus alabanzas, me siento en una disposición muy noble y cada vez me quedo escuchándolos como encantado, imaginándome que en un instante me he hecho más fuerte, más noble y más bello.

Como de costumbre, siempre me acompañan y escuchan conmigo algunos extranjeros, antes los cuales enseguida me vuelvo más respetable. Parece, en efecto, que ellos, persuadidos por el orador, también experimentan estas mismas sensaciones con respecto a mí y al resto de la ciudad, a la cual juzgan más admirable que antes.

Y esta sensación de respetabilidad me dura más de tres días. El tono aflautado de la palabra y la voz del orador penetran en mis oídos con tal resonancia, que a duras penas al tercer o cuarto día vuelvo en mí y me doy cuenta del lugar de la tierra donde estoy; hasta entonces poco falta para creerme que habito en las Islas de los Bienaventurados, hasta tal punto son diestros nuestros oradores.

Platón, Menéxeno, 234b-235c

—————————————————

La ceremonia fúnebre (ἐπιτάφια) a la que se refiere Menéxeno era anual y pública. Cuando se inhumaban en el Cerámico los restos de los soldados muertos, un orador -designado por el Consejo y ratificado por la Asamblea- pronunciaba un discurso fúnebre (ἐπιτάφιος λόγος).

Read Full Post »

“Reliquia”
Hallé esta quijada a orillas del mar:
Allí cangrejos y lijos, destrozados por los cachones o
[arrojados
Sobre la costa donde aletean media hora hasta devenir
[una costra,
Prolongan el origen. Las profundidades son frías:
En semejante oscuridad no es posible el
[compañerismo:
Nada toca sino que, aferrando, devora. Y las
[mandíbulas,
Antes de saciar su apetito o de abandonar su firme
Propósito, se hunden las mandíbulas, roídas hasta el
[hueso. Las mandíbulas
Devoran y son devoradas, y es entonces cuando su
[quijada llega a la playa,
Tras el triunfo del mar sobre ellas, conchas,
Vértebras, pinzas, caparazones, cráneos.
En el mar, el Tiempo se muerde la cola, medra,
[desecha estos
Restos indigeribles, los mástiles de los propósitos
Fallidos lejos de la superficie. Nadie se enriquece
En el mar. Esta quijada curva no reía
Sino que asía, asía y ahora es un cenotafio.

“Relic”
I found this jawbone at the sea´s edge:
There, crabs, dogfish, broken by the breakers or tossed
To flap for half an hour and turn to a crust
Continue the beginning. The deeps are cold:
In that darkness camaraderie does not hold:
Nothing touches but, clutching, devours. And the
[jaws
Befor they satisfied or their stretched purpose,
Slacken, go down jaws; go gnawn bare. Jaws
eat and are finished and the jawbone comes to the
[beach:
This is the sea´s achievement; withshells,
Vertebrae, claws, caparaces, skulls.
Time in the sea eats its tail, thrives, casts these
Indigestibles, the spars of purposes
That failed far from the surface. None grow rich
In the sea. This curved jawbone did not laugh
But gripped, gripped and is now a cenotaph.

Ted Hughes, El azor en el páramo. Antología poéticaBartleby editores, 2010. Traducción, introducción y notas, Xoán Abeleira (edición bilingüe)
425 páginas. 22 €

[Cenotafio, del griego κενοτάφιον, sepulcro vacío.]

Read Full Post »

Morir de regularidad

300 m de profundidad, 50º de temperatura y 100% de humedad.

En estas condiciones un ser humano muere por deshidratación a los ocho minutos tras haber descendido a la antigua mina de Naica (Chihuahua, México) para contemplar los cristales más grandes del mundo (hasta 11 m de longitud).

Un cristal (del griego crystallos) es un sólido homogéneo con una estructura interna regular, ordenada, simétrica. En el caso de Naica los cristales son de selenita, una variedad exfoliable del yeso. Si bien la selenita se llamó así porque se creía que los cristales se formaban en luna creciente, las espectaculares imágenes que pueden verse en la página del proyecto NAICA hacen pensar que bajar a la cueva de los cristales gigantes debe de ser lo más parecido a subir a la luna.

Si la cueva se secara, el yeso [CaSO4•2H2O] perdería el agua y se convertiría de nuevo en anhidrita [CaSO4] (no tomarás los nombres en vano). Si la cueva se inundara, se reanudaría el crecimiento de los cristales. Como no ocurre ni una cosa ni la otra, los cristales simplemente se conservan.

Todo esto viene a que hoy he leído esta noticia en el ABC. Pocas disciplinas hay más bellas que la geología.

Read Full Post »

Morir de risa“. Cómo son son estos alemanes, tienen una palabra para cada cosa y, lo que es peor, una palabra para cada caso.

To the unknown joke

Read Full Post »

“Y es que hoy va a ser la noche más larga del año,
y la quiero vivir como si en realidad
no tuviera que asistir a su final”.

21 de diciembre de 2009: solsticio (solstitium) de invierno: el sol alcanza su máxima declinación norte (+23º 27′) y máxima declinación sur (-23º 27′) con respecto al ecuador celeste. En el hemisferio Norte hoy es la noche más larga del año. Según el año la fecha del solsticio de invierno varía entre el 20 y el 23 de diciembre. En este 2009 que se va para no volver ha tenido lugar exactamente a las 17:48 horas. En ese momento yo paseaba por Ópera y contemplaba cómo tres seres de sexo indiferenciado bajo tanto ropaje hacían una hoguera en los palaciegos jardines impregnando de humo el aire respirado mientras las flores bajas, casi a ras de suelo, intentaban asomar coloridas entre la nieve, como si quisieran transmitirnos la reconfortante sensación de caminar entre las calles de un tranquilo y bello cementerio.

“Debo mucho
a quienes no amo.

El alivio con que acepto
que son más queridos por otro.

La alegría de no ser yo
el lobo de sus ovejas.

Estoy en paz con ellos
y en libertad con ellos,
y eso el amor ni puede darlo
ni sabe tomarlo.

No los espero
en un ir y venir de la ventana a la puerta.
Paciente
casi como un reloj de sol
entiendo
lo que el amor no entiende;
perdono
lo que el amor jamás perdonaría.

Desde el encuentro hasta la carta
no pasa una eternidad,
sino simplemente unos días o semanas.

Los viajes con ellos siempre son un éxito,
los conciertos son escuchados,
las catedrales visitadas,
los paisajes nítidos.

Y cuando nos separan
lejanos países
son países
bien conocidos en los mapas.

Es gracias a ellos
que yo vivo en tres dimensiones,
en un espacio no-lírico y no-retórico,
con un horizonte real por lo móvil.

Ni siquiera imaginan
cuánto hay en sus manos vacías.

“No les debo nada”,
diría el amor
sobre este tema abierto.”

Wislawa Szymborska, “Agradecimiento”, leído en desde el acantilado vía especies de despieces.

Read Full Post »

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: